Seguidores

jueves, 21 de agosto de 2014

* “LA TROVA”, CONQUISTA AGAETE

Un hilo invisible, mágico, casi reverencial, parecía presidir la noche del viernes. Conociéndoles, era previsible. Lo delataba el ambiente que se respiraba en la víspera y lo certificaba la riada de público que encaminaba sus pasos en dirección al Puerto de las Nieves, Agaete. Complicado encontrar aparcamiento. Poco a poco, los aparcamientos rebosaban… Plazas y azoteas, repletitas… Todos, apiñados, con el ritmo puesto… El motivo que movilizó numerosos seguidores no era otro que presenciar la actuación de “La Trova”, un grupo que con una decena de años de andadura, tiene tirón. Engancha. 

En las fiestas de San Pedro, en la Rama del Valle, ahí estuvieron. Dejaron huella, con variado y atractivo repertorio…  “La Trova”, me contaba un conocido como si yo estuviera ajeno, tiene sintonía… Y añadió: “A nadie deja indiferente”.
El viernes, con Lydia Díaz, mi mujer, pues nos subimos al coche y riannn rumbo a Las Nieves, a disfrutar… Ella, con su móvil, se hinchó a grabar cada una de las intervenciones del grupo y la respuesta a coro del público. Después, en casa, seguimos disfrutando…

Excelente grupo de voces, puesta en escena desenfadada, temas viejos y nuevos, arreglos, humor… “La Trova”, no tiene secretos. Suben al escenario con el firme propósito de divertirse, de pasarlo bien.  Casi puede decirse que el espectáculo lo hacen para ellos. Así, cuando llega la hora de subirse al escenario,  se muestran tal y como son. Sin ataduras ni encasillamientos. Conocen sus armas y las emplean con justeza para crear un ambiente cálido, cercano y participativo que cautiva y enamora a los asistentes que, casi sin saberlo,  se transforma en protagonistas… 

En esta ocasión, incluso con sorpresas que corrieron a cargo de Marta Bolaños y de Sixto Armas que, entre otros temas hicieron a dúo “La vida es bella”. “La Trova”, que comenzó a modo de presentación con el tema “El Milagro”, continuó con un potpurrí cubano y otro de boleros que han dejado huella, “Vuela una lágrima”, “O sole mío” muy participativo,  parodiaron “Eurovisión”, “Vino griego”, “un beso y una flor”, “Funiculi, funiculá”, “Color esperanza” para finalizar, fuera de guión con la “retahíla de temas de La Rama”, con lo que se destapó el tarro de la locura colectiva…

En suma que empezamos relajaitos y terminamos danzando como posesos… Es lo que tiene “La Trova” que en cada actuación deja su huella y sienta sus reales por donde pasa. 
Al término de su actuación, en el lateral del escenario, muchos se agolparon, no solo para adquirir su último trabajo “10 motivos”. También, como si de galácticos se tratara,  para  obtener la firma y dedicatoria de los componentes. 

ALFREDO AYALA OJEDA

1 comentario:

  1. Que bonito artículo! Y que gratificante es poder leer algo que estimule los sentidos musicales. Gracias siempre a La Trova y muchas gracias a ti por exponer tan sencillamente y a la vez con tanta veracidad lo que este grupo significa para todos los que los seguimos. Gracias

    ResponderEliminar